Fitch confirma el rating de Crèdit Andorrà en BBB con perspectiva estable y avala la solidez financiera del banco

La agencia destaca el liderazgo del banco en el mercado andorrano y la estrategia de crecimiento focalizado y rentable a escala internacional

La agencia de calificación Fitch Ratings ha confirmado a Crèdit Andorrà el rating a largo plazo BBB, con perspectiva estable, y el rating a corto plazo F3, una calificación que refleja la fortaleza financiera del banco. 

Fitch ha destacado la posición de liderazgo de Crèdit Andorrà en el mercado andorrano y una presencia internacional en banca privada que califica de adecuada y rentable. La agencia ha puesto de manifiesto la resiliencia de la entidad en la generación de beneficios. 

El banco ha consolidado en 2018 la posición de liderazgo de la plaza financiera andorrana en términos de beneficio, así como de volumen de negocio en el país, lo que también recoge la calificación de Fitch. Los ejes vertebradores del ejercicio han sido la optimización de la eficiencia en la estructura, los procesos y la gestión; el servicio y la proximidad al cliente con una oferta diferencial; la innovación en tecnología y digitalización, y el impulso del gobierno corporativo. 

La confirmación de la calificación pone de relieve la consolidación del modelo de negocio de Crèdit Andorrà, con una estrategia equilibrada enfocada a ofrecer servicios de banca comercial en el país, y de banca privada y gestión de activos tanto en Andorra como a escala internacional. Fitch ha remarcado el mantenimiento de la estrategia internacional en el crecimiento focalizado, con el objetivo de trabajar por la eficiencia y la rentabilidad. 

En cuanto a la solvencia, la agencia ha puesto de manifiesto la adecuada capitalización del banco. También ha destacado el elevado compromiso y la estrategia trazada para mantener unas elevadas ratios de solvencia. En este sentido, el banco cuenta con una ratio de solvencia phased-in del 15,98%. 

Fitch ha señalado la estabilidad económica del sector y la fortaleza del entorno regulador del sistema financiero en línea con los estándares europeos, especialmente con la introducción a principios de 2019 de la regulación bancaria de Basilea III.

Xavier Cornella, consejero ejecutivo y director general de Crèdit Andorrà, ha destacado que «la calificación de Fitch avala el trabajo llevado a cabo de adecuación al nuevo entorno bancario y regulador en el que se encuentra inmerso el sector, tanto a nivel global como en Andorra en particular, con la adaptación a la normativa NIIF y Basilea III y la aplicación del plan de transformación organizativa y del negocio para hacer frente a los retos de futuro con la máxima competitividad».

Volver

IMÁGENES Y VIDEOS RELACIONADOS